Pactem Nord plantea una nueva iniciativa de empleo relacionada con la actividad agraria :: Consorcio Pactem Nord

Pactem Nord plantea una nueva iniciativa de empleo relacionada con la actividad agraria

Pactem Nord plantea una nueva iniciativa de empleo relacionada con la actividad agraria

El Consorcio Pactem Nord plantea un nuevo proyecto que nace con la doble idea de mejorar los niveles de empleo de la comarca y de optimizar el valor medioambiental que posee la huerta mediante la ampliación y potenciación de los cultivos. Se pretende en concreto, evitar el abandono y/o la falta de cultivo de tierras susceptibles de explotación agrícola, facilitar el relevo generacional, contribuir al mantenimiento de la actividad agrícola, desarrollar nuevas fórmulas de comercialización del producto local, generar nuevos puestos de trabajo y evitar la pérdida de éstos potenciándose el cultivo profesional.

Para ello, se han organizado diferentes reuniones de coordinación entre todos los municipios y agentes clave de la comarca, entre los que cabe destacar: AVA-ASAJA, La Unió y UPA, con el objetivo de emprender este proyecto de desarrollo y cooperación territorial: “El Banco de Tierras de la comarca de l’Horta Nord”.

Esta iniciativa se enmarca en una estrategia de intervención mancomunada que permitirá a medio plazo la organización y gestión de la huerta con criterios de sostenibilidad, incidiéndose, entre otros aspectos, sobre la concienciación acerca del valor de la tierra como medio de producción, la generación de prácticas responsables que limiten el impacto ambiental, la incentivación de la producción y comercialización del producto agrícola local, la formación y la cualificación profesional del sector, etc.

Como viene siendo habitual en la entidad, se ha puesto en marcha el trabajo previo de campo desde la perspectiva en red, con los técnicos de empleo municipales y con la colaboración de estudiantes que la Diputación de Valencia ha becado para iniciar su experiencia profesional en los distintos ayuntamientos.

Un total de 18 becarios, junto a sus tutores y los técnicos municipales, han iniciado el trabajo de campo, que consiste en la detección de parcelas en estado de abandono o semiabandono, la localización de agentes clave y pase de encuestas para analizar la situación en el que se encuentra el sector agrícola en la comarca, así como distintas acciones de difusión del programa.